¿Cómo empecé mi videoblog?

En el año 2005-2006 utilizaba YouTube para ver vídeos musicales de artistas conocidos. Por casualidad, como todo lo “güeno, güeno” que encuentras en internet, un día me topé con este vídeo en vez del original y me llamó poderosamente la atención.

Por aquel entonces me encantaba el tema de la edición de vídeo y acababa de dejar, muy a mi pesar, mi escuela de artes escénicas. Pensé que qué mejor modo para practicar y mejorar ambas cosas que grabar vídeos de estos. Calaron bastante bien, a la gente les gustaban y la acogida fue muy buena.

Por mi parte empecé a adentrarme en YouTube y descubrí los vlogs en inglés (en español no existían aún o había mmmuy poquitos). Los seguía pero no me atrevía a hacerlos, todos eran en inglés y sentía que era meterme en territorio anglosajón. No pintaba nada y, aparte, no tenía la soltura para hacer vídeos de humor y así. Pero descubrí a una danesa vloggeando en inglés (siendo este su segundo idioma, como el mío) y tras esto y la insistencia de mis suscriptores empecé a vloggear en inglés. Después de una genial acogida y, de nuevo, la insistencia de mis seguidores hispanoparlantes para que vloggease en español, decidí abrir un canal nuevo para ello y no confundir a mi público sajón.

Elegí “Cristtyspain” porque iba a ser una chica de España en una Red Social de habla inglesa, para que la gente supiese que iba a encontrarse contenido en español, “que no se asustasen”, pensaba. Mucha gente preguntaba cómo podían empezar, y me comentaban que no sabían qué contar y se me ocurrió hacer este vídeo para animar a gente a empezar de un modo fácil, mostrando sus colecciones:

Este vídeo fue el primero de muchos míos en ser destacados en la página y, tras la calma y el buen rollo, empezaron a llegar los comentarios del público español: insultos y amenazas, a diario. Desde hace años me rio con ello, en parte por eso nunca he entrado al trapo y, cuando lo he hecho, ha sido siempre con tan buen royo que hasta he conseguio convertir a muchos en suscriptores. Pero reconozco que al principio fue duro lidiar con ello.

Por suerte tuve 2 cosas básicas para seguir con ello pese a la crítica/insulto/amenaza constante: 1. La experiencia previa con el público sajón que me hizo ver que simplemente el público español no estaba preparado para esto y no entendían lo que veían y 2. A mi madre que, pese a costarle a ella misma entender por qué su hija hacía eso, me hizo ver que no le estaba haciendo daño a nadie, que prefería que hiciese eso a dedicarme a insultar por internet tras el anonimato. Con el tiempo esa gente que no entiende lo que ve, me pediría que visitase sus canales. Y así fue. Curiosa la experiencia. Curioso el contraste Mundo – España. Curiosa la evolución de YouTube.

Anuncios

Siempre es bueno leer vuestros comentarios...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s